Ruta al interior del Valle de Valsaín

386

Ascendiendo por la ladera norte de la sierra de Guadarrama, en torno al puerto de Navacerrada y de la Fuenfría, nos encontramos con un denso bosque de Pino Silvestre, conocido en esta zona como Pino Valsaín.

Lleva en activo desde hace siglos siendo una de las explotaciones madereras más antiguas del país. El valle de Valsaín, pertenece al término municipal del Real Sitio de la Granja de San Ildefonso en la provincia de Segovia y es el primer Espacio Natural Protegido de España, en 1579 se restringió su uso, prohibiendo ciertas actividades que pudieran degradarlo. Es por esto que aún siendo una zona situada cerca de grandes núcleos de población, su calidad ambiental no se ha visto tan degradada como en zonas de su entorno.

La aproximación a esta zona se puede realizar desde muchos puntos, nosotros en esta ocasión hemos comenzado la ruta desde un pueblo llamado Palazuelos de Eresma, que se encuentra entre la Granja de San Ildefonso y Segovia.

La ruta comienza desde la piscina municipal de Palazuelos, cogemos la carretera SG-V-61222 en dirección a La Granja. Como a unos 5 km aparecerá un desvío señalizado como Camino de San Bartolomé, que nos llevará directos al Embalse del Pontón Alto, dónde las aguas del río Eresma son retenidas. Pasaremos por encima de la presa y nos aproximaremos a un carril bici que no dejaremos hasta llegar a la Granja de San Ildefonso.

Una vez en La Granja y tras pasar por un campo de Polo (deporte muy popular y por tanto financiado por el consejo superior de deportes, ahí es nada) llegaremos a un cruce y tomaremos una senda que va paralela a la carretera CL-601 (Puerto de Navacerrada). Pasados unos metros giraremos a la izquierda y comenzará nuestra incursión al pinar de Valsaín. El firme en todo momento es una pista carretera bien asfaltada y cortada al trafico excepto para los camiones madereros.

Las rampas se van agudizando, y gracias a que los pinos nos protegen del sol, la ruta se hace llevable en estos meses de caluroso verano.

En un momento dado, llegaremos a la zona donde haremos un bucle, giraremos a la derecha y el asfalto dará lugar a pista de piedra, poco a poco se va complicando el recorrido y el pinar va ganando en frondosidad.

De nuevo llegaremos a la carretera, dónde un claro se abre paso y desde donde tenemos unas bonitas vistas del Pico Peñalara por su vertiente norte.

En seguida tomaremos otra pista que nos llevará directo al Raso del Pino, que es una dehesa de altura, donde el ganado pasta a sus anchas. Un pequeño avituallamiento y vuelta.

En realidad el regreso se hacía tomando otro camino, dando lugar a una ruta circular que conecta con el carril bici de La Granja y que pone rumbo a Palazuelos de Eresma de nuevo, nosotros obviamos esta parte y bajamos velozmente a La Granja de San Ildefonso, concretamente a una terraza donde nos esperaban dos cervezas “sin alcohol” con limón, para no perder las buenas costumbres, con pincho de tortilla incluido.

Han sido pocos kilómetros pero con bastante desnivel acumulado, en torno a mil metros. La ruta es bastante sencilla, discurre en sus inicios por terreno llano, y según nos adentramos en los dominios del pino, las rampas van incrementado su pendiente, sobretodo los últimos 4 km, dónde la ascensión se pone más complicada.

En si es una ruta sencilla muy recomendada para los meses de calor, dado que la mayor parte del recorrido discurre por zonas de sombra, que hacen más llevable el sofocante calor estival. Eso si como no estés un poco preparado las ultimas rampas te obligaran a echar pie a tierra.

Así que si buscas una ruta cañera con subidas y bajadas técnicas, esta no es tu ruta. Pero si te apetece disfrutar de un día de Btt por un bonito paraje serrano del Guadarrama sin morir en el intento, esta si es tu ruta.