Pulsa «Intro» para saltar al contenido

El representante de Toon Aert advierte a otros ciclistas para que no tomen «leche contaminada» francesa

Toon Aerts en una imagen de archivo antes de ser suspendido por dopaje con dos años de sanción por Letrozol.

Los agricultores de Flamanville, en Normandía, Francia, deben estar muy contentos tras salir a la luz una carta enviada por el representante de Toon Aerts y Shari Bossuyt al resto de ciclistas con los que trabaja, alertándoles para que eviten tomar leche «contaminada».

Este fin de semana se disputa la sexta prueba de la Copa del Mundo de Ciclocrós 2023-2024 en Flamanville.

En esta misma prueba fue en la que se detectó la sustancia de Letrozol en el organismo del ciclista profesional Toon Aerts, quien en el próximo mes de febrero podrá volver a competir tra una sanción de 2 años por dopaje.

Da la casualidad, de que otra ciclista belga, en este caso Shari Bossuyt, también dio positivo por Letrozol cuando competía el pasado año en el Tour de Normandía, la misma región francesa.

El Letrozol es un medicamente que bloquea el estrógeno durante el tratamiento del cáncer de mama, pero también es utilizado para estimular niveles de testosterona y reducir o prevenir los efectos feminizantes del uso de esteroides anabólicos

Ambos ciclistas belgas, representados por Yannick Prévost de ISEA Sport Management, siguen defendiendo a día de hoy su inocencia.

Prévost habría enviado una carta a todos los ciclistas belgas que representan y que tomarán parte en la Copa del Mundo de Flamanville, para que se abstengan de tomar leche u otros productos lácteos procedentes de Normandía.

Según este, podrían ser la causa de que la sustancia Letrozol se encontrase en el organismo de Toon Aerts y Shari Bossuyt.