Vídeo: No todas las calles necesitan carriles bici, pero si todos los carriles bici necesitan que los diseñen expertos

¿Cómo diseñar un carril bici seguro? Necesarios en la mayoría de ciudades, los carriles bici necesitan de estudios y expertos para que realmente sean seguros para los ciclistas, y también para conductores o peatones.

194
Vídeo: No todas las calles necesitan carriles bici, pero si todos los carriles bici necesitan que los diseñen expertos
Las rotondas y cruces, unos de los puntos más conflictivos para ciclistas y peatones, y donde el vehículo motorizado es el más peligroso.

Como todo en esta vida, los carriles bici y vías ciclistas siguen mejorando día a día gracias al trabajo de expertos y los datos recogidos de millones de experiencias de ciclistas, conductores e instituciones.

Con un reducido grupo de ciclistas que reniegan de ellos, mayoritariamente por ser ciclistas «deportivos» o por que en los lugares donde pedalean los carriles bici dejan mucho que desear, lo cierto es que sin ellos, una gran parte de la población nunca utilizaría una bicicleta como medio de transporte.

Como bien explican en el siguiente vídeo de @iBikeSafe, no todas las calles ni carreteras necesariamente necesitan tener un carril bici.

Estas es otra de las ideas preconcebidas de los negacionistas de los carriles bici.

Hoy en día existen muchas formas de construir carriles bici, pero las que demuestran ser mas eficientes, sobre todo en el tema de seguridad frente a vehículos motorizados, son los carriles bici segregados y protegidos.

Este tipo de vías ciclistas, a lo largo de su recorrido y como cualquier carretera, deberán pasar por cruces, rotondas y otras vías.

La función no es dejar vía libre al coche en la calzada, sino dejar vía libre a la bicicleta

El coche u otro vehículo motorizado, deberá ser el que quede relegado al menor espacio, quien deba parar para ceder el paso, y quien tenga que esperar cuando interactúe con ciclistas y otros VMP.

Es por ello, que el diseño de un carril bici no se puede dejar en manos de cualquiera, y han de ser desarrollados mediante estudios y expertos en la materia.

Luego pasa como en la mayoría de carriles bici de España, que nadie los utiliza, ya que ni son seguros, ni rápidos, ni llevan a ninguna parte, realizándose en los espacios muertos que quedan.

Los estudios demuestran, que la gran mayoría de personas, sin carriles bici segregados y protegidos, no utilizaría la bicicleta como medio de transporte.