Pulsa «Intro» para saltar al contenido

Vídeo: El test definitivo de un cambio SRAM Eagle con anclaje directo al eje

El mecánico literalmente salta y patea un cambio SRAM Eagle XX anclado directamente al eje de la rueda trasera. Después lo prueba, y este es el resultado.

Mucho se ha hablado en los últimos días de los tres nuevos grupos de cambios SRAM Eagle y que ya os mostramos en este artículo junto a los precios de cada componen por separado.

El nuevo estándar SRAM UHD que elimina las patillas de cambio de todos los cuadros de bicicletas, desde carbono, pasando por el aluminio, acero o el titanio, permite anclar el cambio trasero directamente al eje pasante de la rueda trasera.

Para muchos, tanto a patilla de cambio como el propio cambio son sagrados.

Las patillas de cambio permitían proteger el propio cuadro, doblándose o partiéndose sin que el cuadro sufriese daños.

Y también, cuando el cambio recibía un fuerte golpe, parte era absorbido por la patilla de cambio.

Esto hacía que tener o incluso llevar encima una patilla de cambio en nuestras rutas en bicicleta, fuese lo más común del mundo.

Los nuevos cambios SRAM Eagle pueden soportar cargas de 600 kg

Con lo que vale un cambio SRAM Eagel (puedes ver los precios aquí), debe de doler que se te parta por una piedra, una rama o simplemente que s te caiga la bicicleta de lado.

SRAM esta vez ha hecho los deberes, y prácticamente todas las piezas suelta de repuesto de los nuevos cambios Eagle se venderán sueltas para arreglar cualquier desperfecto o desgaste en los mismos.

A su vez, el sistema UHD, permite anclar el cambio al eje pasante de la rueda, y no al cuadro como parece a simple vista.

Esto crea un conjunto robusto, capaz de soportar cargas de hasta 600 kg según SRAM.

El mecánico ha saltado encima y pateado un cambio SRAM Eagle XX sin poder ni si quiera doblarlo

Trevor Mejia, mecánico de Worldwidecyclery ha realizado una prueba de fuego, y se ha subido literalmente encima de un cambio SRAM Eagle XX, ha saltado sobre él, lo ha pateado, y no ha conseguido romperlo.

No solo no se ha partido o doblado, sino que parece que funciona a la perfección sin ni si quiera desajustarse.

Aquí está el vídeo del test de fuera de un nuevo cambio trasero SRAM Eagle XX: