Velódromo de Novelda: Historia de un despropósito

172
Julio Alberto Amores y del velódromo de Novelda

Julio Alberto Amores y del velódromo de Novelda

Mucho se ha hablado de Julio Alberto Amores y del Velódromo de Novelda en estas últimas semanas. Ese velódromo que lleva abandonado por el pasotismo de las anteriores corporaciones municipales más de 25 años, exactamente lleva abandonado desde 1988, ya ha llovido desde entonces. Y que gracias a la imágenes colgadas por el propio Julio en las redes sociales hemos podido conocer la lamentable situación de este velódromo y la precariedad con la que debe entrenar este ciclista de pista, con gran palmarés y mucho futuro por delante, en la que asiduamente tiene que ir con el escobón en mano para poder limpiar la su suciedad de la pista antes de cada entreno. Pues estas instalaciones parece ser que también se utilizan como fin de fiestas por los jóvenes locales.

Como decía, gracias al efecto viral de su historia contada en las redes sociales y el interés despertado en los medios de comunicación la nueva corporación de Novelda, que lleva apenas unos pocos meses, ya se ha puesto en marcha para adecentar en la medida de sus posibilidades las instalaciones. Un marrón más para el nuevo alcalde de los muchos que sin duda se habrá encontrado en el cajón, como suele suceder en estas situaciones.

Julio Alberto Amores y del velódromo de Novelda

A todo esto, he tenido la suerte de coincidir con Julio este fin de semana durante la competición internacional Trois Jours d’Aigle, celebrada en las instalaciones de la UCI en Aigle, donde fue invitado por la Federación Suiza de Ciclismo a participar junto con el también corredor de pista Sebastián Mora. Y de la que se ha ido con un primer puesto (en parejas) y un tercero, estando en las primeras posiciones en aquellas pruebas en las que ha participado en dicha competición . Y no es de extrañar que este ciclista que en breve abandonará la categoría sub 23 y pasará a Élite siga cosechando éxitos, pues ya tiene una gran colección entre los que destacan varios campeonatos de España en los últimos años.

Como el mismo me decía, él no quiere que se arregle el velódromo solo para que él pueda entrenar. Julio cree que es un espacio donde pueden compaginarse otros deportes y actividades y así dar un mejor uso a estas instalaciones abandonadas. Así como la de potenciar pruebas deportivas.

Julio Alberto Amores y del velódromo de Novelda

Pero Julio no solo tiene que lidiar con estas instalaciones tan precarias, también le toca hacer malabarismo por la falta de sponsors y ayudas económicas, pues en la actualidad no percibe ninguna. Me comentaba que tenía hasta hace poco otorgada una beca del Comité Olímpico Español, pero se la retiraron porque le dijeron que había mejores deportistas que él. Así que todos los gastos que supone asistir a competiciones tiene que costeárselos de los bolsillo o buscarse la vida para rascar algún euro de algún pequeño patrocinador. Os dejo un link con su palmarés para que opinéis vosotros mismos.

Julio Alberto Amores y del velódromo de Novelda

Lo que es cierto y a pesar de que su situación y circunstancias no son las mejores para lo que se espera de todo un campeón, esta joven promesa del ciclismo de pista tiene una personalidad y fuerza que le hace tirar para adelante y mirar al futuro con optimismo, como así lo demuestra en su día a día. Coraje y ganas no le faltan, ahora a ver si las circunstancias le favorecen un poco para que pueda seguir dando alegrías al deporte español. Y esperamos que su estreno en la categoría élite lleve consigo el estreno de unas instalaciones dignas y algún sponsor con buen ojo.

Muchas suerte Julio.