Pulsa «Intro» para saltar al contenido

Si tu coche SUV se queda atascado o patina en la nieve, esta es la solución

Existe una solución muy práctica cuando nieva y tu coche SUV o cualquier otro vehículo motorizado patina en la nieve. Este vídeo nos lo muestra.

Cuando tu coche SUV se quede atascado en la nieve o le patinen las ruedas sin cesar, hay una solución muy práctica para que esto no ocurra.

Como veremos en el siguiente vídeo, donde varios automóviles, incluido un autobús, comienzan a perder adherencia con la carretera debido a una copiosa nevada, hay uno de ellos que incluso consigue subir una cuesta sin pestañear cuando otros no pueden ni tan si quiera arrancar.

Es lo que tiene el invierno, el frío, la lluvia, las heladas, el barro, la nieve, y un sin fin de inclemencias que hacen que el asfalto se convierta en una pista de patinaje.

Y es que potencia y peso sin control, no es lo más adecuado para un vehículo como los SUV, y más cuando caen más que cuatro copos de nieve.

¿Cómo evitar que un coche SUV patine o se quede atascado en la nieve?

Pues la mejor solución, sobre todo si no tenemos ruedas especificase de invierno o al menos mixtas con el simbolito de nieve pintado en los flancos de los neumáticos, es que no intentemos ni tan si quiera arrancar el motor.

Basta que haya una pequeña pendiente, y la gravedad hará el resto incluso si no llegamos ni a meter la primera marcha.

Pero hay una solución muy práctica para cuando esto ocurra, y es lo que veremos en el vídeo que tienes a continuación.

Donde varios automóviles no pueden ni tan si quiera quedarse frenados en medio de la carretera, aparece una simple pero eficaz bicicleta de montaña.

Esta no solo circula con seguridad, sin patinazos ni volantazos (manillarazós sería…), sino que es capaz incluso de subir una cuesta sin pestañear.

No necesita ruedas de invierno, ni tracción 4×4, AWD o inteligente, ni poner cadenas o fundas a las ruedas, nada.

coche SUV significa Sports Utility Vehicle (vehículo utilitario deportivo), algo que dista mucho de ser un todoterreno

Y es que la bicicleta es una de las herramientas perfectas para moverse sea cual sea el terreno y las condiciones meteorológicas.

Sí, las bicicletas también pueden volar, e incluso navegar, y no es broma, solo has de hacer click en los enlaces para ver ejemplos de ello.

Pero en este caso se trata de pedalear sobre el manto blanco de una gran nevada en una ciudad.

En el vídeo podemos ver como algunos conductores incautos, ante la copiosa nevada que acaba de caer, intentan moverse con sus flamantes vehículos.

No nos llega la vista para apreciar si llevan ruedas o no de nieve, aunque hay veces, que el estado de la calzada y de la nieve en sí, hace estragos hasta con las mejores ruedas.

Los famosos coches SUV que abundan sin sentido en nuestras ciudades, quedan una vez más en entredicho cuando las condiciones del terreno se complican un poquito.

Está claro que una tracción 4×4 o AWD ayuda, igual que llevar unas gomas mixtas o con el simbolito de nieve pintado en uno de los flancos, pero el peso y el volumen de estos grandes coches no beneficia en absoluto.

De ahí que el Fiat o el Seat Panda 4×4 sea uno de los coches más famosos en tierras andorranas durante el invierno.

Con unas cadenas para nieve o hielo podríamos salir del paso, pero no hay nada más ligero y funcional que una bicicleta de montaña.

Su bajo peso, sus anchas y taqueadas ruedas, y su potencia controlada en todo momento con el pedaleo y el manejo del ciclista, hacen que sea el vehículo todoterreno más capaz del planeta.

Si no lo crees, ahí te dejamos el vídeo que lo demuestra.

Eso sí, si vas a montar en bicicleta con nieve, lo mínimo, además de tener mucho cuidado, es tener unas cubiertas con un buen taqueado y el casco siempre puesto.