Road trip: De las fabes al pulpo II

70

En nuestro camino hacia tierras gallegas, nos adentramos en el interior de Asturias, a una zona que limita con la provincia de Lugo, para conocer la comarca de Oscos-Eo y más concretamente el municipio de Taramundi y su entorno. Nos lo habían recomendado encarecidamente y aprovechamos una de las jornadas del viaje, para hacer un alto en el camino y recorrer sus senderos y ya de paso conocer su interesante historia tan ligada a los molinos de agua y a la artesanía del hierro y por supuesto su gastronomía.

Esta es una zona abrupta, de valles encajados y desniveles agudos, con pequeños pueblos dispersos que se pierden entre la frondosidad de sus castañares y robledales, que tanto abundan en la zona. Por lo cual una parte importante de la ruta discurre entre zonas de amplia sombra.

Es una ruta dura, el terreno es exigente y nos pedirá que estemos en un buen estado de forma, para poder recorrerla disfrutando de su paisaje y no concentrarnos tanto en nuestro cansancio.

Hay que tener en cuenta, que nos encontramos en una de las zonas designada como Reserva de la Biosfera, por lo cual, debemos prestar especial cuidado con el entorno y tener cuidado con no dejar algún desperdicio tirado. Esta es una zona que ha sabido generar un desarrollo humano acorde con el espacio natural donde se encuentran, de hecho son los pioneros en España del desarrollo del turismo rural y esto se nota en la gran cantidad de oferta de turismo rural que se encuentran por la comarca.

Parte de la  ruta discurre por pequeños pueblos que se encuentran muy vinculados al río Turía, es la llamada ruta del agua. Esta es una zona dónde los artesanos del hierro han hecho famosas las bondades de las navajas de Taramundi, tendremos oportunidad de hacernos con una en cualquier sitio que entremos a comprar, aunque sea la farmacia.

Descendiendo hacia Taramundi, continuando por la parte de la ruta del agua, hacemos una parada “Técnica” en el pueblecito de As Veigas donde nos habían recomendado parar para hacer el avituallamiento, efectivamente triunfamos de lo lindo. La carta no es muy extensa, pero lo que hacen, lo hacen bien y además a buen precio. Este pueblo  se encuentra uno de los entornos más bonitos de toda la zona.

A lo largo de la ruta pasaremos por molinos de agua como el que se encuentra en Manzonovo, que ahora se ha convertido en museo, en el que podremos ver los distintos tipo de molinos de la zona y para lo que estaban destinados; tanto para la generación de electricidad, como para separar el grano o como martillo hidráulico para los “ferreiros”.

El final de la ruta nos hace regresar de nuevo a Taramundi, mereció la pena desviarnos de nuestra ruta costera hacia Galicia, para conocer esta comarca del interior de Asturias, totalmente recomendable.

-Road trip: De las fabes al pulpo I

-Road trip: De las fabes al pulpo III

Por Angel Ramos