Querer es poder – Entrevista a Diego Ballesteros. De Madrid a Londres en HandBike.

117

1.800 Km.  esa es la distancia que separa Madrid de Londres y que Diego Ballesteros esta recorriendo con su HandBike. Esto no es solo un reto deportivo, es un ejemplo de lucha y perseverancia con un mensaje claro: Ante la adversidad podemos hacer más cosas de las que creémos.

A Diego le conocí, o más bien conocí una parte de su vida hace un año a través de un libro suyo que cayó en mis manos, que se titula «De la Expo a las Olimpiadas en Bicicleta». En él narra el viaje que hizo durante 12.822 km de recorrido entre Zaragoza y Pekin sin parar de dar pedales. La lectura de este libro fue muy amena porque con su forma de narrar lo que le iba pasando, conseguía hacerme partícipe de su viaje, como si le hubiese acompañando con las alforjas. Investigando un poco sobre él para ver si tenía más libros llegué a su blog http://delaexpoalasolimpiadas.blogspot.com.es/ y en él contaba que tras aquella experiencia se embarcó en un proyecto muy ambicioso, correr la Race Across America (RAA), una de las pruebas ciclista de fondo por equipos más duras que existen, recorre todo EEUU de costa Oeste a costa Este.  En plena carrera cuando le tocaba dar uno de los relevos  un despiste de un conductor dio con él en la cuneta, produciéndole una lesión grave de médula, que le dejó inmóvil de cintura para abajo. En lugar  de dejarse llevar por una espiral de negación de lo ocurrido, compadeciéndose de sí mismo,  Diego se «levantó» y nos esta dando una lección a todos. Cuatro años después de las Olimpiadas de Pekin, Diego vuelve con un nuevo reto y hemos tenido la suerte de poder entrevistarle en su jornada de descanso a su paso por Vitoria antes de que continúe su camino a Londres.

– Querer es poder ¿ese es tu lema?

“Quiero transmitir que no hay que rendirse ante las dificultades, que hay que poner de nuestra parte, y demostrar que el que lo intenta es quien consigue las cosas. Cuando se tiene una dificultad bien sea una discapacidad u otra cosa, siempre se saldrá hacia adelante si no nos rendimos.”

– ¿Cómo surge la idea de este reto Madrid-Londres en hand-bike?

“En el 2008 fui de Zaragoza a Pekin en un proyecto que unía la Expo de Zaragoza y las Olimpiadas de Pekin realizando 12.822km en 99 días. Dos años después en la Race Across America tengo un accidente y las cosas cambian. A pesar de eso, con la llegada de los JJ.OO. de Londres surge el sueño de unir la candidatura de Madrid 2020 y los JJ.OO. de Londres 2012. El objetivo es dar un empujón a la candidatura Madrid 2020, por eso el lema de este reto es  Un sueño olímpico, Madrid, an olimpic dream. Hablando con la organización Madrid 2020 les ha parecido genial la idea pero no pueden dar difusión a este reto porque no pueden publicitar su candidatura hasta Enero de 2013.“

– ¿Podrías comentarnos que características tiene tu handbike que la diferencia de otras?

“Mi handbike es una bici construida a medida, con una estructura de aluminio. Para darle mayor estabilidad tiene tres ruedas de 26 pulgadas. El sistema de transmisión está a la altura de los brazos y transmite la tracción a la rueda delantera. Tiene 3 platos y 10 piñones, con un sistema de cambio como el de una bici de carretera, que va sujeto al chasis. Lo peligroso que tiene es que solo tiene un freno y es delantero. Es un freno de zapata, por lo que con suelo mojado o alta velocidad es peligroso.”

– ¿Cómo está planteado este reto?

“Las etapas son de 60 a 100 km/dia dependiendo de la orografía del terreno. Somos un equipo de 4 personas. Eneko Etxebarrieta se encarga de acompañarme en las etapas apoyándome por si pincho o tengo alguna avería mecánica. Mercé Miranda es la responsable de logística y organiza el buen funcionamiento de la autocaravana. Alba Ribes es la fisioterapeuta encargada de recuperar la fatiga muscular de mis brazos despues de cada etapa. Viajamos en una autocaravana adaptada, creemos que es el mejor sistema si en alguna etapa estoy muy cansado y tengo que descansar.”

– ¿Cómo te has preparado físicamente para realizarlo?

“He intentado trabajar la fuerza resistencia aunque tendría que haber hecho más trabajo de pesas,  tras 7 meses en un hospital no me apetecía estar encerrado en un gimnasio. Por eso he entrenado cogiendo la bici, de  4 a 5 días por semana y he acumulado unos 4.000 km.”

– ¿Qué tal te has visto en estos primeros días?

“Me pasó mucha factura el puerto de Navafría. Me costó y tuve una sobrecarga muscular importante en los biceps que aún me dura. Por suerte me he ido recuperando y la etapa de descanso en Vitoria me ha ayudado mucho.”

– Hemos visto que has tenido bastante repercusión en los medios, pero ¿te ha costado encontrar financiación para este proyecto? ¿Quién te apoya?

“A pesar de la crisis, las empresas sobre todo privadas, han respondido muy bien. En lugar de un único patrocinador ha habido varias empresas que han hecho donaciones. Sobre todo hay que hablar de Aguas de Barbastro Energía como patrocinador principal. Quickie me ha facilitado la handbike, Spiuk me ha ayudado con la indumentaria ciclista, Trango World nos facilita la ropa, Donnay y Jcv  me ayudan económicamente, Clinica San Jordi para revisiones médicas, Probike para el material de la bici, repuestos etc… entre otras.”

– ¿Qué mensaje quieres trasmitir?

“La idea espedalea por vencer la discapacidad. Pretendemos que mucha gente se nos una durante la ruta a pedalear con nosotros y así transmitir un mensaje de esperanza para que con mi ejemplo vean otros que podemos hacer más cosas de las que creémos. Si yo puedo ir a Londres en bici, otros pueden superar sus barreras del día a día. Conozco personas en sillas de ruedas desde hace 30 años y nunca han salido de su casa, es triste que tengan que renunciar a lo bonito que tiene la vida.”

– Hace cuatro años hiciste Zaragoza-Pekín, en este tiempo ¿ha cambiado en algo Diego Ballesteros, a excepción de la posición del manillar?

“He tenido que renunciar a muchísimas cosas a raíz de mi discapacidad, a mi carrera como profesor, porque no me han dado facilidades para seguir ejerciéndola. He tenido que renunciar a la montaña, me encantaba ir a por setas, caminar por los bosques de Somontano. He tenido que renunciar a cosas que me gustan mucho. Me ha cambiado el día a día.  Sin embargo, intento exprimir cada minuto de mi vida.”

– Tu capacidad de progresión desde el 2010 ha sido asombrosa, y te has repuesto volviendo a la primera fila y no parando de plantearte retos día tras día. ¿Cómo lo logras?

“Ése es precisamente el reto. Un año después de abandonar el hospital y empezar con la handbike, me voy en una a Londres. Esto demuestra cómo somos capaces de reinventarnos para superar las dificultades. Las cosas se consiguen con muchísima ilusión, perseverancia y empeño, el que la sigue la consigue. Me siento muy querido por muchísima gente, tanto por personajes del mundo del ciclismo que me han apoyado como Perico Delgado, Indurain, etc como por gente anónima.”

– De todo este tiempo, ¿con qué te quedas?

“Me quedo con el cariño de las personas. La experiencia de Pekin fue maravillosa. La del hospital en EEUU y en España ha sido durísima que no recomiendo a nadie, pero el cariño que he recibido, de personas anónimas o que han leído mi libro ha sido un apoyo enorme.”

– ¿Habrá un libro también de la experiencia de este viaje?

“Sí, pero no sólo contará la experiencia en sí, quiero que sea un libro que transmita muchísima motivación para luchar ante las dificultades y superarlas.”

– ¿Cuáles son tus próximos proyectos?

“Llegar a casa y que mi mujer no me haya puesto las maletas en la puerta porque ella es la máxima sufridora de todos mis proyectos deportivos y pasión con la bicicleta. Desarrollar una vida de pareja como ella se merece. Para ello, antes hay que estar bien con uno mismo y este viaje me viene muy bien para encontrar mi camino con la silla de ruedas. Encontrarme bien conmigo mismo me ayudará  a estar bien con los demás.”

– ¿Te planteas las paraolimpiadas como una meta?

“No soy un deportista paralímpico. Me encantaría participar en unas paraolimpiadas, Río de Janeiro, incluso Madrid, pero físicamente ya no soy un crío, tengo una edad avanzada. Hay un nivel muy elevado en ese tema y lograr ese cambio físico para estar ahí es muy difícil. Lo voy a intentar pero no sé si lo voy a conseguir. Mi sueño es representar a España en una paraolimpiada.”

– Para terminar recomiéndanos una ruta o una zona para recorrer en bici.

“Sin duda, el Somontano de Barbastro, es un entorno maravilloso de media montaña ideal tanto para bicicleta de montaña como de carretera con rutas increíbles. Sin apenas tráfico, transcurre entre paisajes idílicos con viñedos, bodegas, bósques.”

Puedes seguir su reto en : www.nohayretoimposible.blogspot.com.es