¿Por qué la DGT y las Federaciones no les interesa que salga esta App para ciclistas?

13491
bike-distance-Por-qué-la-DGT-y-las-Federaciones-no-les-interesa-que-salga-esta-App-para-ciclistas
Imagen de archivo.

Hoy nos hacemos eco de una información publicada por El Confidencial sobre el nuevo sensor y aplicación móvil para bicicletas capaz de detectar y registrar las infracciones de los conductores en la carretera automáticamente.

Cuando algo huele mal, ya sabes lo que suelen decir.

Para ponerte en situación, en el año 2014, hace ya seis años, Carlos Moure, presidente de la Fundación ADO Moure Pro Deporte, ya tenía claro que para evitar seguir con la sangría de atropellos y muertes en la carretera, tanto de ciclistas como de peatones, con la tecnología actual se podía no solo disminuir el número de muertes, sino además sacar de la carretera a todos los conductores irrespetuosos con las normas y los demás usuarios de la vía.

Por ello, a través de las diversas reuniones sostenidas en la Mesa de la Bicicleta, donde tambiñen se encontraba también la DGT, presentó su idea.

Esta debía no solo ser capaz de medir la distancia exacta entre vehículos a motor y ciclistas, sino además contar con un certificado meteorológico, necesario para validar las pruebas y poder acusar a un conductor incívico.

En principio se esperaba que tratándose de proteger la seguridad de los usuarios de la vía, la DGT se implicase más en el tema y fuese quién desarrollase el sistema. Pero no fue así.

Moure, tras intentar conseguir el apoyo de instituciones, como las Federaciones de Ciclismo o la propia Dirección General de Tráfico, así como por la vía privada, y no viendo resultado alguno durante años, en 2017 planteó la idea a la Universidad de Vigo, y D. Manuel Pérez Cota, Catedrático de la Escuela Superior de Ingeniería Informática le tendió su mano.

Desde entonces han estado trabajando en el proyecto, el cual ya ha podido ver la luz y comenzar a probarse bajo el nombre de Bike-Distance con buenos resultados.

Tantos que hasta el momento ya se han tramitado más de 6000 denuncias de adelantamientos incorrectos de conductores sobre ciclistas.

La aplicación se basa en un sensor o radar capaz de medir la distancia a la que pasan los vehículos al adelantar. Este se conecta mediante Bluetooth a nuestro teléfono móvil, el cual guarda cada infracción.

Si bien es cierto, aún queda por avanzar en el desarrollo del mismo, en las próximas actualizaciones se espera incorporar una cámara al propio sensor, que podrá captar la fotografías del vehículo, así como las coordenadas GPS para saber el lugar y la hora exacta de la infracción.

El siguiente paso será que las imágenes sean grabadas en vídeo para un mayor detalle de las infracciones.

Bien, hasta aquí podría estar todo correcto. Una persona y una Fundación quieren salvar vidas y eliminar de la carretera a quién nunca debió estar. Se plantea la idea a quienes le correspondería desarrollar y financiar el sistema, pero estos parecen no estar por la labor.

¿Por qué la DGT no querría diseñar un sistema para sancionar a todos los conductores irrespetuosos con los ciclistas?

Cada uno puede pensar lo que quiera, pero está claro que detrás no está solo la pasividad de sus dirigentes.

El Confidencial afirma que Moure ha visto como DGT y Federaciones Ciclistas le han puesto la zancadilla en mil y una ocasiones, principalmente con trabas administrativas para que su proyecto no vea la luz.

Pero no solo eso, sino que parece ser que «la DGT apostaba por que este sistema nunca se llegase a desarrollar». Algo realmente escamoso.

¿Que motivos crees tú que podrían tener la DGT o las Federaciones ciclistas para no querer sacar de la carretera a estos conductores?