Mecánicos y tiendas piden a la industria bicicletas más duraderas y reparables

Desde hace casi dos décadas, el material ciclista está diseñado para romperse y durar unos meses antes de desgastarse por completo.

1568
Mecánicos y tiendas piden a la industria bicicletas más duraderas y reparables

Era de esperar que una parte de la industria de la bicicleta, la que está en la punta del iceberg como los mecánicos y las tiendas de bicis, se uniesen a la lucha que muchos usuarios llevamos años reclamando.

De todos es sabido que una bicicleta actual, vendida digamos desde el año 2010 en adelante, si se utiliza correctamente y con asiduidad, no durará más de dos años.

Hablamos claro está del desgaste de los componentes básicos, pero también a veces del propio cuadro, las ruedas o suspensiones en el caso de las de montaña.

Mecánicos de bicicletas y tiendas de ciclismo se quejan del desgaste prematuro de los componentes

El grupo de mecánicos y tiendas de ciclismo especializadas con base en Denver, Colorado (una de las mecas del mountain bike), ha creado una petición online para reclamar bicicletas que se puedan reparar y que no se desgasten o rompan con mirarlas.

Mac Liman, uno de lo mecánicos que encabezan la protesta, ha reparado más de 14.000 bicicletas en los últimos 18 años.

En los últimos tiempos ha visto como sus clientes básicamente traían a reparar bicicletas modernas, y no porque las viejas no se utilicen ya.

Según comenta en una entrevista, en Colorado se ven muchas bicicletas de los 90 a diario, y rara vez pisan el taller.

Sin embargo, la mayoría de bicicletas modernas, con supuestos mejores materiales y resistencias al desgaste, no aguantan ni seis meses de pedaleo sin tener que pasar por caja.

Estas son algunas de las peticiones que hacen a la industria de la bicicleta:

  • Soldadura descuidada en el cuadro (agujeros, hoyos, burbujas, etc.)
  • Puntera trasera estrecha y endeble (hecha de acero estampado)
  • Componentes de plástico inapropiados (como el desviador o la palanca de freno)
  • Bielas de acero
  • Bicicleta muy pesadas
  • Los platos están remachados y no son reemplazables
  • Pinzas de freno estrechas
  • Amortiguadores no ajustables
  • Óxido en tuercas, pernos y juntas

Y es que no solo se trata del bolsillo del consumidor, fabricar bicicletas que no duran ni 24 meses y que están más tiempo en el taller que en la montaña o la carretera, deteriora también el planeta.

La obsolescencia programada llegó ya hace muchos años al ciclismo, además, los diferentes estándares en ruedas, ejes, cuadros y otras medidas milimétricas hace que las piezas de unas no sirvan para otras.

Las patentes, como las de bielas, platos, piñones, cadenas, cambios y demás, hace que para cambiar un plato desgastado tengamos que en muchos casos cambiar toda las bielas o todo la transmisión por completo.

Puedes saber más sobre esta petición de mecánicos y tiendas de bicicletas y unirte a ellos desde este enlace.