«Me han apuñalado, creo que me voy a morir». Intentan robar la bicicleta de un repartidor de Just Eat

Los robos de bicicletas continúan en ascenso, sobre todo en las grandes ciudades.

226
Dos repartidores de comida a domicilio en bicicleta en una calle peatonal de una gran ciudad - Archivo

Así están las cosas con los robos de bicicletas en algunos lugares del mundo, donde ni tan si quiera los repartidores de comida a domicilio están a salvo de los ladrones.

El robo, además de trágico, es cuanto menos llamativo, ya que la mayoría de «riders» o repartidores de comida y otros productos a domicilio, suelen utilizar bicicletas baratas.

Los ladrones, aunque lo roban todo, cuando se centran en los ciclistas, suelen ir siempre a por bicicletas de alta gama o bicicletas eléctricas.

El repartidor de Just Eat fue apuñalado en la espalda para robarle la bicicleta

Según informó el diario local Birminghammail, el intento de robo, ya que no consiguieron llevarse la bicicleta, ocurrió el pasado miércoles 2 de marzo sobre las 18:00 horas.

El lugar fue la zona residencial Kingstanding de a las afueras de la ciudad de Biringham, en concreto en la calle Sidcup.

El repartidor, de 30 años de edad, fue asaltado en la calle por cuatro individuos, supuestamente para robarle la bicicleta.

En el forcejeo, uno de ellos le apuñaló en la espalda y salieron huyendo del lugar en dos motocicletas.

Me han apuñalado, creo que me voy a morir

Ciclista de Just Eat asaltado

Cuando algunos vecinos se lo encontraron tendido en la calle, el repartidor solo puto espetar lo siguiente: «Me han apuñalado, creo que me voy a morir«.

Tras ser atendido por los servicios de emergencia, fue trasladado al hospital, donde afortunadamente evoluciona favorablemente y su vida no corre peligro.

Desde hace unos meses, la ciudad de Birmingham en el Reino Unido está sufriendo una serie de robos de similares características.

Los ladrones se centran en ciclistas que van en solitario y por vías ciclistas o parques poco concurridos.