Madrid aconseja usar protecciones en las extremidades para moverse por la ciudad mientras montas en bicicleta

Madrid siempre a la vanguardia en cuanto a movilidad urbana.

248
Madrid aconseja usar protecciones en las extremidades para moverse por la ciudad mientras montas en bicicleta
Usar protectores en las extremidades, respetar las señales de circulación, no aparcar a menos de dos metros de pasos de cebra...

Una nueva guía publicada por el Ayuntamiento de Madrid para movernos de forma segura por sus calles, establece una serie de normas y recomendaciones para desplazarnos en bicicleta que pueden sorprender a más de uno.

La guía comienza anunciando que 4.800 nuevas bicicletas de alquiler, sin base o estación fija, comenzarán a desplegarse por las calles de Madrid durante este verano.

La apertura de las licencias para este tipo de bicicletas, las cuales utilizan el mismo sistema de los patinetes eléctricos, ha hecho que muchas empresas de este tipo soliciten poder desplegar su flota de bicicletas.

Este tipo de sistema tiene sus ventajas e inconvenientes, uno de los principales es que la poca ética y respeto de muchos hará que dejen las bicicletas de cualquier manera aparcadas, pues no tendrán que devolverlas a la estación de carga como ocurre con el sistema de Bicimad.

Bicimad, por otro parte, corre peligro, pues tras los problemas iniciales, su privatización y quiebra por el gestor privado, y su vuelta al servicio público, le ha salido un duro compentente.

Volviendo a la guía, el Ayuntamiento de Madrid establece una serie de normas para el uso de las bicicletas que ni tan si quiera se refleja o aplica para coches o motos.

Distanciamiento social o físico para bicicletas

Una de las que más llama la atención es que no se puede dejar o candar ninguna bicicleta, tanto de alquiler como propia, a menos de dos metros de los pasos de peatones.

Uno de los grandes problemas de diríamos todas las calles de España, es que los aparcamientos para coches llegan hasta la misma línea blanca de los pasos de cebra o peatones.

Esto supone tanto para conductores como para los propios peatones, que ni uno vea los coches que vienen, ni el conductor vea con antelación si alguien va o está cruzando el paso de cebra.

No hace falta ser «muy ingeniero» para saber que esto es sin duda un gran fallo que bastaría con limitar las zonas de aparcamiento cercanas a todos los pasos de cebra, con al menos cinco metros.

Imagina si es un niño o persona en silla de ruedas el que va a cruzar el paso de cebra. Un coche deportivo o bajito ya taparía a esta persona, dejándolo, al igual que al conductor, a la suerte de la vida.

Usa casco, pero también protección en las extremidades para montar en bici por Madrid

La cuenta de Twitter de la Policía Municipal de Madrid ha compartido dicha guía, y ha añadido alguna puntilla más.

La más curiosa esta:

«Usa casco y protectores en las extremidades»

El casco, todos sabemos que no es obligatorio en ciudad para mayores de edad, aunque nosotros lo recomendamos llevar siempre por seguridad.

El tema de «protectores en las extremidades» no sabemos a qué extremidades se refiere.

Suponemos que podría ser rodilleras o coderas, o guantes para las bicicletas de alquiler que son obligatorios, pero si has montado en bicicleta con protecciones, aunque fuese para hacer descenso, sabrás que ni son cómodas, ni higiénicas y de poco te salvan si un coche te pasa por encima.

La guía también establece otras curiosidades, como la de no poder candar la bicicleta en aceras en las que no se garantice como mínimo tres metros de acera para que los peatones puedan circular.

Esto vuelve a ser algo así como un insulto, pues ese tipo de aceras digamos que son inexistentes en Madrid o en cualquier otra ciudad o pueblo de España, donde las calles están hechas por y para los coches.

Si hay una acera de dos metros cerca de donde vives, eres ya un privilegiado.

Os dejamos la guía al completo para que la podáis ver con vuestros propios ojos.