Los nuevos límites de velocidad que pocos conductores van a respetar

451
un radar multa a los coches del tour de Francia
La solución podría llegar con la colocación de radares en todos los vehículos, incluidas las bicicletas.

Dentro de un mes, en concreto el día 11 de Mayo, entrará en vigor la nueva normativa estatal de tráfico en la que se establecen los nuevos límites de velocidad para todas las vías urbanas en España.

La Dirección General de Tráfico ya anunció cuales serán los cambios establecidos en el Reglamente General de Circulación, los cuales afectarán a cualquier carretera que se encentre dentro de un núcleo urbano, ya sea en una gran ciudad, una pequeña población, pueblo, etc…

La nueva normativa se basa en una rebaja de los límites de velocidad actuales con el fin de mejorar la seguridad de los ciudadanos y reducir las emisiones, tanto acústicas como medio ambientales.

Estos son los nuevos límites de velocidad en vías urbanas en toda España

  • 20 km/h en vías urbanas de un solo carril y sentido y acera.
  • 30 km/h en vías urbanas de un único carril por sentido.
  • 50 km/h en vías urbnas de dos o más carriles por sentido.

A estas nuevas limitaciones se le unen una serie de excepciones, las cuales no son para poder ir más rápidos en estos tipos de vías, sino todo lo contrario, para limitar aún más la velocidad de determinados conductores y vehículos.

Estas excepciones son las siguientes:

  • En vias urbanas, los vehículos de mercancías peligrosas no podrán superar los 40 km/h.
  • En travesías, el límite para todo vehículo será de 50 km/h.
  • Las autovías y autopistas urbanas bajan su límite de velocidad a 80 km/h.

Además, para enrevesar un poco más la cosa, pese a que la nueva ley será de carácter general «sin excepciones», las autoridades locales, es decir los ayuntamientos, podrán modificar estos límites a su antojo siempre y cuando se especifique con las señales verticales oportunas.

Son buena noticias, pero una duda que nos surge a muchos ahora es:

¿Quién va a controlar que no se sobrepasen los nuevos límites de velocidad?

Pues si ahora difícilmente se controlan, por arte de magia y por rebajar los mismos, tampoco se controlarán los nuevos.

Basta sentarse en cualquier calle de cualquier ciudad de España y ver como los coches pasan incluso a más del doble de las velocidades permitidas en la actualidad.

Salvo cuando se colocan radares, fijos o móviles, es muy raro que la policía pare y multe a ningún vehículo, pues sin la prueba fehaciente de «la foto», poco se puede hacer al respecto.

Una pescadilla que se muerde la cola una y otra vez.

En un futuro no harán falta los radares móviles ni fijos, pues serán los propios coches los que tendrán colocados limitadores de velocidad automáticos (como debería ocurrir ya) e incluso radares integrados capaces de denunciar automáticamente a otros conductores incívicos.