Las especulaciones de la victoria de Tadej Pogacar y el dominio del Jumbo-Visma en el Tour de Francia 2020

83099
Las especulaciones de la victoria de Tadej Pogacar y el dominio del Jumbo-Visma en el Tour de Francia 2020
Hay quien piensa que el dominio del Jumbo-Visma y la exhibición de Tadej Pogacar en la contrarreloj no son "normales".

El mundo del ciclismo vivió ayer una gesta que pocos recuerdan en la «corta» historia de la bicicleta de carretera.

Un joven de 21 años de edad, tras casi tres semanas de intenso esfuerzo y prácticamente sin compañeros que le arropasen en los momentos difíciles, le sacó a líder del Tour de Francia en la última contrarreloj de 36 kilómetros de distancia, un minuto y cincuenta y seis segundos, que se dice pronto.

Esta inmensa ventaja le ha servido para recuperar los 57 segundos que le separaban de Roglic y conseguir la victoria final por casi un minuto de diferencia.

Tadej Pogacar además ganó la contrarreloj al resto de especialistas, como es el caso del segundo clasificado en la etapa Tom Dumoulin, al que sacó un minuto y veintiún segundos.

La gran mayoría de aficionados y entendidos en la materia, además de sorprendidos, pues todos daban como ganador del Tour 2020 a Roglic, creen que la juventud de Pogacar y su ambición le han hecho volar durante la contrarreloj.

De todos es sabido que hay personas que se recuperan mejor que otras después de los grandes esfuerzos. Los ciclistas venían de varias etapas alpinas en las que como vimos, llegaron cada uno como pudo de uno en uno, y dando el 110% de sus fuerzas.

Las sospechas de algunos sobre Pogacar, Roglic y el Jumbo-Visma

Todos hemos visto el dominio del equipo de Roglic, el Jumbo-Visma.

Desde la primera etapa con la neutralización de la misma y la famosa imagen de Tony Martin con las manos en alto ordenando parar a todo el pelotón de ciclistas profesionales, el «Yambo» ha tenido el mando de la carrera en todo momento.

Incluso en los grandes puertos, Roglic era escoltado por más de cinco corredores de su equipo casi hasta llegar a la misma meta.

Roglic tampoco ha querido despuntar mucho, y esto le ha podido costar el Tour.

Salvo alguna arrancada a menos de medio kilómetro de meta, no ha intentado sacar ventaja a sus rivales sorprendiendo desde lejos.

Desde motores escondidos en la bicicleta, la famosa expulsión de su director por las bielas dañadas en un control de la UCI o las dichosas Cetonas, pasando por quienes piensan que la gasolina que utilizaban sus corredores no era la misma que el resto del pelotón por la gran diferencia latente entre equipos.

Y es que las velocidades de este Tour, pese a que muchos les pareciese aburrido hasta llegar a Los Alpes, han sido de vértigo.

Han existido tan pocas escapadas ya que por un lado nadie se atrevía, y los que lo hacían, veían como se echaban abajo sin pestañear.

«Lo de Pogacar no es normal»

Tadej Pogacar, pese a que lo ha intentado en infinidad de ocasiones, no ha podido desbancar a Roglic con sus ataques para sacarle tiempo.

Se ha llevado tres etapas, pero no ha sido hasta el tú a tú de la contrarreloj, sin equipo que proteja, sin los diferentes desenlaces de carrera, ni otros corredores que entren en la ecuación, hasta que hemos visto de lo que es capaz este joven ciclista del UAE Team Emirates.

Era muy difícil que sacase 57 segundos a Roglic en la etapa de ayer, pero impensable era que le sacase dos minutos en la línea de meta.

Solo había que ver la cara de los corredores del Jumbo-Visma viendo subir a Pogacar los últimos 6 kilómetros. No daban crédito.

Esta actuación digamos, «sobrenatural«, también ha hecho saltar las alarmas de muchos seguidores, y también de entendidos aunque estos se suelen morder la lengua a la hora de opinar en público.

Tampoco ha ayudado que en televisión se nombrase y se viese al director general del UAE Team Emirates, Joxean Fernández Matxin, abrazarse con Tadej Pogacar.

Para muchos, Matxim está marcado de por vida con el dopaje por su pasado, y no le van a perdonar.

Y es que exhibiciones de ciclistas anteriores anteriores tan dominantes, tanto de unos como de otros, con el paso de los años muchas han terminado con escándalos de dopaje, suspensiones y pérdida de títulos.

Crucemos los dedos y esperemos que este no sea el caso.