Las bicicletas de 15.000 euros que se venden todas como churros

1538
La batería interna de la Specialized Turbo Levo SL, cuyo precio es de tan solo 13.000 euros.

Hasta los más prestigiosos psicólogos del mundo se están preguntando en los últimos tiempos ¿cómo es posible que costando lo que cuesta una bicicleta hoy en día, sobre todo las eléctrica, se vendan todas?.

La respuesta más sencilla que que al existir una gran demanda, los usuarios compran lo que hay, es decir, «si la bicicleta que quiero está agotada, intento comprar el modelo superior, aunque se me vaya de precio…».

Pero no es tan sencillo el tema pese a que esta situación ocurre bastante a menudo.

AMBE ha presentado esta semana el informe del sector de la bicicleta en España del 2020, reflejo claro de lo que ocurre en cualquier rincón del «primer mundo».

En el existen datos bastante claros del la salud del sector del ciclismo.

Las bicicletas eléctricas, aunque por el momento no son las que más se venden, si son las que más beneficios aportan, y también las que más han crecido en ventas en los últimos meses.

La reina sigue siendo la bicicleta de montaña, con un total del 38,% de las ventas totales. De cerca le siguen las bicicletas infantiles, con el 32,2%, y ya desde bastante distancia, las bicicletas eléctricas, las urbanas y las de carretera, con un 13,6%, un 8,7% y un 6,8% respectivamente.

Se compran todas, las caras y las baratas

Lo cierto es que los precios, como todos sabemos, han aumentado entre un 10 y un 25%, y no solo en las bicicletas, también en cualquier componente y accesorio ciclista.

Y sí, lo costes de transporte, producción y materiales han subido (un poco), pero la ley de la oferta y la demanda, ha quedado más que demostrada en los últimos meses.

Ante esta subida de precios y escasez de bicicletas, muchos particulares también han querido hacer su propio agosto, es decir, no esperar más tiempo para comprarse su nueva bicicleta o pasarse al mundo de las Ebikes, pues como los inmuebles, esto no ha hecho más que comenzar y los precios no van a parar de crecer.

Sea como fuere, al común de los mortales, por mucha tecnología e inversión que exista en una bicicleta, nos sigue pareciendo demasiado excesivo el precio de algunos modelos, el cual puede llegar a los 15.000 euros por una sola bicicleta.