Pulsa «Intro» para saltar al contenido

La DGT tiene la culpa de que la mayoría de conductores no sepa las normas de circulación

Qué a la DGT le de igual y sigue sin solucionarlo, no nos sorprende. Pero que a la gran mayoría de la población, por no decir toda, les de igual tener que convivir con conductores que desconocen por completo la normativa de circulación, y con fuerzas del orden que no la hacen cumplir, es cuanto menos sorprendente.

La DGT sigue sin tomar cartas en este asunto del desconocimiento de las normas de circulación de los conductores, y que no solo ocasiona infinidad de problemas en nuestras carreteras, también muchos accidentes.

Sí, las cosas son así, y acusar a alguien de un problema está mal visto, y prácticamente no hemos ni si quiera visto que otro medio, especializado o no, se preocupe por ello. Quizás están más preocupados en mostrarte el último modelo de bicicleta Gravel Bike de la marca de moda o en el Cyber Monday…

La pasividad de la sociedad actual en según que temas (si es tema morboso se mueven como ninguno…) no deja de asombrarme.

Según parece, la Dirección General de Tráfico y las fuerzas del orden, se lavan las manos y se acogen a la norma ‘universal‘ de «El desconocimiento de la ley no te exime de su cumplimiento«

Y les da igual todo lo que pase en nuestras carreteras, incluso los atropellos a ciclistas o las muertes de cualquier persona.

Sí, la DGT es culpable de que la mayoría de conductores de España desconozca las normas de circulación por muchos motivos:

Primero, a los nuevos conductores no se les exige conocer todas la normas de circulación. Todo se basa en unos obsoleto test con preguntas absurdas y predecibles.

Tanto en las autoescuelas como en los propios exámenes de conducción, no se enseña a los conductores a como actuar en situaciones peligro, como puedan ser frenazos de emergencia, adelantamientos a otros vehículos, incluidas bicicletas, conducción sobre agua o nieve, etcétera. Eso si, a apartar se enseña desde el primer día.

Cada ayuntamiento de España (hay 36.682 municipios), tiene su propia normativa, por lo que es imposible conocer ni tan si quiera la del pueblo de al lado o la del centro de la ciudad.

Los conductores que se sacaron el carnet de conducir hace muchos años, décadas, no saben ni tan si quiera que hay que hacer en una rotonda o como adelantar a un ciclista en la carretera, ya que antes no existían y nadie les explicó ni exigió como hacerlo.

Qué decir de los exámenes psicotécnicos…, de risa.

A la no acción de la DGT para comunicar y exigir el conocimiento de las normas de circulación, se une la dejadez de las fuerzas del orden para hacer cumplirlas

Y lo más importante y principal, la DGT no comunica personalmente a cada conductor de cada cambio de normativa o normativa nueva que añade al código de circulación.

Esto es lo más grave, y estando en el año 2024, existiendo sms, email, Whats App, teléfono móvil, domicilio, y mil y un medios de comunicación personal, la Dirección General de Tráfico nos sigue dejando a su suerte a todos los españoles, conductores, ciclistas, peatones, etcétera, y sigue sin informar personalmente de cada cambio o nueva normativa que se genera, y son muchas cada año.

¿Señores de la DGT, van a seguir sin mover un dedo y basándose en publicar un tweet cuando cambie la normativa de circulación?

¿Por qué tenemos que sufrir todos que no hagan la sencilla tarea de informar y exigir al 100% de los conductores españoles el conocimiento de las normas de circulación?

¿Por qué debe de morir gente o ser atropellada por que ustedes no hagan su trabajo?