Pulsa «Intro» para saltar al contenido

El Israel-Premier Tech también le cierra las puertas a Mark Cavendish

Todavía hay esperanza para Mark Cavendish, pero tras el nuevo fichaje del Israel Premier Tech, el hueco que había disponible para él ya lo ha ocupado otro ciclista.

Tras la confirmación de que los ciclistas del B&B Hotels-KTM tenían vía libre para fichar por otros equipos, y que el supuesto fichaje de Mark Cavendish por el B&B se esfumaba con ello, alguno habían colocado al británico en el equipo de Chris Froome, el Israel-Premier Tech.

Seguramente que la negociación ha existido, pero ninguna de las partes implicadas lo ha confirmado.

Lo que si se puede saber ya, es que la plantilla del Israel Premier Tech está completa tras el nuevo fichaje de Stevie Williams, quien deja el Bahrain Victorious de Mikel Landa tras cinco largas temporadas.

El fichaje de Williams, quien baja de un equipo World Tour a uno de segunda, como será el próximo año el Israel Premier Tech (ProTeam), cierra el cupo de corredores.

Aunque el mercado aún está abierto, y cabría una posibilidad si alguno de los ciclistas actuales del equipo de Froome dejase un hueco libre.

Se da la casualidad de que Stevie Williams también iba a ser fichado por el B&B Hotels KTM para 2023

Williams, procedente del Bahrain Victorious, tenia apalabrado un contrato con el B&B, más o menos como Cavendish.

Ante la inminente disolución del equipo francés, este ha encontrado rápidamente un huego en el Israel.

De lo que no se sabe nada es del futuro de Mark Cavendish.

A sus 37 años de edad, busca desesperadamente un equipo ciclista profesional que le permita correr el Tour de Francia 2023.

Antes de su retirada le gustaría batir el récord de victorias en el Tour que tiene igualado con el gran Eddy Merckx.

Su actual equipo, el Quick Step Alpha Vynil, no solo no le ha renovado, sino que este año le impidió correr en el Tour de Francia, una decisión del siempre polémico Patrick Lefevere.

¿En qué equipo correrá Mark Cavendish en 2023? Ese es un misterio que pronto se descubrirá, o no…