Pulsa «Intro» para saltar al contenido

El ejemplo claro de que cualquiera puede montar un taller de bicicletas

Lo que le hicieron al cliente que acudió al taller de este mecánico de bicicletas, no tiene nombre. Menos mal que La Ruina es un programa de humor, pero la anécdota es real como la vida misma.

Siendo seguidores del podcast de «La Ruina» de Ignasi Taltavull y Tomás Fuentes, y visualizando en Youtube capítulos antiguos, hemos llegado a uno donde aparece un mecánico de bicicletas que habla de su primer taller de bicis.

Si no conoces este podcast, normalmente junto a sus dos protagonistas, también está presente un invitado.

Este ha de contar una ruina que le haya ocurrido en su vida, y más tarde, sacan a diversa gente del publico para que haga lo propio.

Las risas están aseguradas, pues te puedes encontrar prácticamente de todo, incluido un mecánico de bicicletas que la lio muy parda cuando le llegó una bicicleta «carísima» de más 3.000 euros a su taller, ya que nunca había tenido que arreglar algo tan caro.

El nombre del dueño de la tienda, pues supuestamente tenía un mecánico al que llamaba para que le arreglase las bicicletas, lo tienes en el propio episodio 14 de la ruina, el cual puedes ver y escuchar más abajo.

Hoy en día, para ser un buen mecánico de bicicletas, hay que dedicarle mucho tiempo, estudiar y que alguien te enseñe, y sobre todo practicar mucho

No hace falta dedicarle muchas palabras al tema, pues él mismo cuenta su ruina con todo detalle.

Lo mejor de todo es como intentó solucionar el problema que él mismo le había creado al cliente de dicha bicicleta de más de 3.000 euros, tirando de Wallapop.

El mecánico que cuenta su ruina, es ahora un gurú de la bicicleta según la prensa especialidad e imparte cursos de mecánica

Como verás a continuación, cualquier persona sin experiencia, sin saber ni si quiera arreglar una bicicleta, puede montar un taller de bicis, y no solo eso, pues estamos hablando de «un gurú» de la bicicleta según la prensa especializada.

No se nace aprendiendo, claro está, pero montar un taller de bicis sin ni si quiera saber arreglarlas…

Luego ocurren cosas como las que cuenta en su ruina, la cual ocurrió hace unos 9 años, y por eso siempre es mejor ir al tendero de confianza, aunque nos cueste un poco más.