Ciclistas en Google Street View

232

Desde el año 2005, Google nos permite visitar cualquier parte del mundo a golpe de clic gracias a Google Maps, pudiendo por ejemplo programar nuestras futuras rutas en lugares completamente desconocidos. Y aunque la potencia de este navegador gratuito es inmensa, el ser humano, gracias a lo inescrutable de su mente, ha dedicado horas y horas de su vida a cosas tan importantes como programar rutas imposibles, descubrir supuestas huellas de ovnis o encontrar a gente tomando el sol ligera de ropa.

Pocos años después, todo esto adquirió una nueva dimensión gracias a una nueva función llamada Street View, mediante la cual se puede recorrer cualquier calle o carretera de casi cualquier lugar como si estuviésemos realmente en ella. Huelga decir que el ser humano, otra vez gracias a lo inescrutable de su mente, sigue dedicando horas y más horas de su vida a cosas aún más importantes que antes, como comprobar que la puerta de su casa está en la calle correcta o encontrar a gente involucrada en situaciones de lo más variopinto.

Ciclobrava 2020

En Iberobike.com, donde nos preocupamos por mantener el buen humor de nuestros lectores -y donde amamos las bicicletas sobre todas las cosas-, queremos mostraros una recopilación de imágenes graciosas de ciclistas tomadas de Street View en diversas partes del mundo:

Penguin

Empezamos con un ciclista australiano que suponemos -no pudimos localizarlo para hacerle una entrevista y confirmarlo- echa de menos sus años de infancia y se pasea sin pudor alguno con su peluche preferido. No sabemos si llama más la atención por llevar a Penguin en el remolque o por ir en esa bicicleta….

02

03

Cómo nos gustan las caídas cuando son totalmente inofensivas e indoloras… La cámara de Street View es el ojo que todo lo ve, incluyendo momentos vergonzosos para sus protagonistas como estas dos caídas. Seguramente querían salir bien en la foto, se despistaron y… Boom!!!

03.5

A otros, como a este francés, la presencia de las cámaras se la trae al pairo -nunca mejor dicho- y se dejan fotografiar como Dios los trajo al mundo disfrutando de su paseo en bicicleta. Un consejo: si alguna vez comprais una bici de segunda mano que se parezca a esa, cambiad el sillín. Por si acaso.

04

Además de inducir al despiste como en las fotos anteriores, aquí tenemos la prueba de que los coches de Street View son tan raros que dan miedo. Temiendo por su vida y pedaleando como si no hubiera mañana, esta niña echa una mirada hacia atrás para comprobar si el monstruo aún la sigue, pierde el equilibrio y se cae. La niña, ahora ya adolescente, sigue teniendo pesadillas en las que la persigue un coche con un chupa-chups gigante en el techo.

05

Momento gangsta: He aquí un fan del programa Pimp My Ride, que a falta de coche tunea él mismo lo que parece ser una bicicleta comprada en un hipermercado. A éste sí que lo hemos podido localizar y nos ha confirmado que -a pesar de lo que pueda parecer en la imagen- acababa de chuparse el dedo e iba comprobando la dirección del viento. Nos insistió en que es muy buen tío y que la mala educación no es lo suyo.

06

Uno de los grandes peligros de l@s ciclistas, muchas veces infravalorado, es la presencia de personas del sexo opuesto. Está científicamente comprobado que provocan graves distracciones y hasta lesiones físicas tan dolorosas como tortícolis, y que la importancia de estas lesiones es directamente proporcionales al buen físico de la persona a la que se mira. Como prueba una imagen, que dicen que vale más que mil palabras…

tomboonen-550x315

Ni siquiera las personalidades se libran de ser cazados por Google, en este caso el propio Tom Boonen fue cazado al regresar de un entrenamiento con compañeros de profesión.

ABUS Game Changer

07

Y terminamos, cómo no, con producto nacional –Comunidad Valenciana, para más señas- y una pregunta: ¿cuántos ciclistas hacen falta para cambiar una cámara de una rueda?