Cae con su bicicleta borracho a una acequia y tiene que ser rescatado. Trató de escapar de la ambulancia

344
Imagen de archivo.

Una llamada a emergencias en Zaragoza alertaba de un ciclista herido que había caído a una acequia paralela a un camino rural cerca de Mallén.

Al lugar acudió una patrulla de la Guardia Civil para tratar de localizar al ciclista en cuestión.

Al llegar al punto descrito se encontraron una bicicleta tendida a un lado del camino y al poco se percataron, por los gemidos que emitía el ciclista, que había una persona dentro de una acequia cercana.

Este se encontraba empapado y cubierto de barro sin poder salir por sus propios medios.

Los agentes procedieron a su rescate y tras intentar secarle y cubrirle con mantas térmicas llamaron a una ambulancia para que lo trasladase a un centro médico para que le realizasen un chequeo de su estado de salud.

Al ser atendido por los sanitarios, y ya de camino hacia el hospital, el ciclista trató de desatarse de la camilla donde estaba anclado por seguridad con intención de escaparse de la ambulancia.

Asustados, los sanitarios alertaron de nuevo a las fuerzas del orden, quienes tuvieron que acudir para retener al herido

Pero al llegar los agentes a la ambulancia e impedir la fuga, estos corroboraron junto con los sanitarios que la persona «herida» no presentaba lesiones físicas y que su estado era de embriaguez. Vamos, que estaba borracho.

Acto seguido los agentes condujeron al ciclista hasta su domicilio por seguridad y no alargar más esta situación.

Resulta que esta se encontraba a varios kilómetros de donde se había caído con la bicicleta.

Lógicamente, fue sancionado por saltarse el confinamiento del Estado de Alarma.

Puedes ver el vídeo publicado por la Guardia Civil en el momento del rescate del ciclista atrapado en la zanja desde este enlace: