4.000 euros de ayuda para comprar una bicicleta eléctrica si se entrega un coche a cambio

En muchos países las bicicletas eléctricas cuentan con alguna subvención, pero en pocos (Francia y Lituania), se da tanto dinero si se entrega un coche a cambio.

252
4.000 euros de ayuda para comprar una bicicleta eléctrica si se entrega un coche a cambio
Las bicicletas de carga eléctricas son cada vez más populares, y gran parte de las ayudas y subvenciones van dirigidas a la compra de este tipo de bicis.

Las ayudas y subvenciones para comprar bicicletas eléctricas nuevas siguen aumentando, tanto en número como en cantidades subvencionar.

En este caso, se trata de hasta 4.000 euros para la compra de una Ebike nueva, siempre que se entregue un coche para el desguace.

Las ayudas son para territorio francés, y aumentan de 3.000 a 4.000 euros, además de ser válidas para cada miembro de la familia.

Las anteriores ayudas para comprar una Ebike en Francia eran para una sola familia, ahora son para cada miembro de estas

El estado francés se ha planteado hacerle frente al coche privado, sobre todo en las grandes ciudades.

4.000 euros es una cifra bastante buena, ya que con este dinero podemos comprar una bicicleta eléctrica más que decente.

Si le sumamos que ahora cada miembro de la familia que entregue un coche, puede optar a dicha ayuda, la cosa cambia también bastante.

Cambiar el coche por una ebike y que esta te salga «gratis», está llevando cada vez a más personas ha dar el paso de moverse en bicicleta para cualquier tarea diaria.

Las bicicletas de carga eléctricas también aumentan las subvenciones de 1.000 a 2.000 euros

Ya que algunos necesitan un poco más de espacio, tanto para realizar las tareas cotidianas como para trabajar, las bicicletas de carga siguen sumando adeptos.

Los beneficios de las cargo bikes son sin duda mucho más amplios que cualquier otra bici, sobre todo si es una ecargo bike.

En este caso, las ayudas para la compra de una bicicleta carga eléctrica de francesas han aumentado de 1.000 a 2.000 euros, aunque no puede superar el 40% del precio final.