Vídeo: La primera bicicleta hecha de cápsulas de café de aluminio recicladas de Nespresso

Vídeo: La primera bicicleta hecha de cápsulas de café de aluminio recicladas de Nespresso

Hace unos días nos hacíamos eco de la noticia dada por la multinacional del café Nespresso y su intención de transformar sus cápsulas de aluminio en bicicletas. Puedes verlo desde este enlace.

Ahora, y tras ponerse a la venta la pasada semana, ya se han hecho públicas las primeras imágenes de estas bicicletas fabricadas con cápsulas de café de aluminio reciclado.

La idea principal vino dada por la gran cantidad de deshechos que este tipo de cápsulas para cafeteras produce, altamente contaminantes al no ser biodegradables.

En algunos países incluso han vetado su venta, y en España, por ejemplo las Islas Baleares estaban discutiendo sobre su ilegalización por completo.

Las cápsulas de café tardan 150 años en descomponerse

Para hacerte una idea sobre cómo contaminan las cápsulas, para empezar, estas tardan más de 150 años en descomponerse. Pero aunque estás sean recicladas depositándolas en los contenedores de basura reciclada de envases comunes, las plantas de reciclaje normales, no son capaces de poder reciclar las cápsulas.

Es por esto que desde hace años, Nespresso ha ido implantando numerosos puntos de reciclaje de cápsulas por todo el mundo, hasta 122.000 puntos en la actualidad.

Después, estas cápsulas son llevadas a plantas de reciclaje especiales, donde los posos de café son separados del aluminio, unos para crear compostaje, tierra vegetal o incluso biogás, y otros, como el aluminio, para bicicletas o cualquier otro producto que utilice este ligero metal.

Pero los artistas del marketing idearon una campaña para no solo reciclar parte de estos residuos, si no conseguir realizar algo tan útil como una bicicleta con ellos, y así lavar un poco su imagen de empresa contaminante.

La bicicleta de Nespresso está fabricada a partir de 300 cápsulas de aluminio

Para ello han contado con la colaboración de otro experto, un exgerente de comunicación de IKEA llamado Jimmy Östholm, que junto a la empresa Velosophy idearon la manera de transformar el endeble aluminio de las cápsulas de café en el metal necesario para construir un cuadro de bicicleta suficientemente rígido para ser usable.

Velosophy es una empresa dedicada a la fabricación de bicicletas con la peculiaridad de que por cada bicicleta vendida, donan otra bicicleta para una estudiante de cualquier país subdesarrollado.

Volviendo a la bicicleta ideada para Nespresso, esta está fabricada con un total de 300 cápsulas de aluminio de café. Su peso total es de unos 15 kilogramos y lógicamente es una bicicleta urbana, para los desplazamientos por la ciudad.

Cuenta con tan solo cinco marchas o velocidades integradas en el buje trasero, doble freno de disco con pinzas mecánicas o con cable, firmado todo ello por Shimano Nexus.

La han bautizado con el original nombre de RE:CYCLE. Como ves en las imágenes, es de color mordado, el mismo que utiliza Nespresso en sus cápsulas Arpeggio.

Otras de sus peculiaridades son el timbre en forma de cápsula o el posavasos incorporado en la propia cesta del manillar, para que nunca nos falte el café a mano.

Las primeras 1000 bicicletas creadas serán una edición especial como la que ves, y su precio en Europa será de unos 1300€.

Como es lógico, por cada bicicleta RE:CYCLE vendida, Nespresso donará otra bicicleta para una niña en África, a través de World Bicycle Relief.

Os dejamos con este vídeo creado para la ocasión.