Varias bicicletas eléctricas de alquiler se incendian solas. ¿Fallo técnico o intencionado?

Varias-bicicletas-eléctricas-de-alquiler-se-incendian.-Fallo-técnico-o-intencionado-lyft-bici-bateria-fuego

Algunas compañías de servicios de alquiler de bicicletas y patinetes eléctricos seguramente anden con la mosca detrás de la oreja después de varios sucesos con distintas averías que vienen ocurriendo con sus unidades en las calles de distintas ciudades.

El gigante americano de Lyft ya se vio hace varios meses envuelto en una polémica con los frenos de disco Shimano BR-C6000-F delanteros de sus bicis eléctricas de alquiler, los cuales debido a un error en el montaje de la propia Lyft, y también en las bicicletas eléctricas de UBER y Citi Bike, frenaban con tanta brusquedad y potencia que hizo que varios usuarios saliesen despedidos por delante del manillar.

Esto era debido a que estos frenos han de ser montados con un modulador de potencia que ofrece y recomienda la propia marcha Shimano, y que estas tres empresas obviaron. Lyft tuvo que retirar de las calles un total de 3000 bicicletas defectuosas.

Motivate, el mayor operador de bicicletas y patinetes eléctricos de alquiler o compartidos de norte américa, quien gestionaba la marca Lyft, cambió hace unos meses su nombre y paso de Ford GoBike a llamarse Bay Wheels.

Hace solo dos meses la propia Lyft sustituyó las bicicletas eléctricas más antiguas de su flota con un nuevo modelo más moderno y mejorado. Pero en este corto espacio de tiempo, esas nuevas unidades han vuelto a dar problemas, ahora por incendiarse solas al estar aparcadas en las estaciones de carga.

La propia compañía aún no se ha pronunciado, y únicamente se ha publicado un tweet donde anuncia que sus bicicletas están inhabilitadas temporalmente para su uso, y que pronto volverán a estar disponibles.

El fuego parece proceder de las baterías de litio que utilizan las bicicletas eléctricas, pero como comentábamos al comienzo del artículo, ya son demasiadas casualidades que siempre las mismas empresas sufran este tipo de averías que dejan inutilizadas si no todas, casi toda su flota de bicis.

Sabemos que son cienos de millones de euros invertidos y en movimiento, y que la competencia cada vez es mayor. El espionaje industrial, los hackeos y los sabotajes están a la orden del día entre empresas de tanto valor.

En España, las bicicletas de alquiler, esta vez sin motor eléctrico, de la marca Mobike, han sufrido varios sabotajes en los últimos días, algunos tan graves como cortar los cables de los frenos, con el peligro que ello conlleva. Puedes ver el artículo aquí.

También hemos visto ya varias bicicletas eléctricas en llamas, como puedes ver en este artículo o en este otro, donde la batería llega a explotar varias veces, y seguramente este nuevo suceso de Lyft no serán las últimas que veamos.

Hace unos días, comentándolo con un grupo de ciclistas, nos pasó por la cabeza que el día que una bicicleta eléctrica de montaña se prenda fuego en el monte y provoque un incendio, los lobos se nos echarían encima y comenzarían las prohibiciones reales de este tipo de bicis.

Crucemos los dedos.