Test: Nuevos sillines Falcon, Turnix y Griffon de PRO

Foto 2

PRO es la marca de componentes, herramientas y accesorios del gigante asiático Shimano, distribuido en España por Macario Llorente. Siguiendo la misma filosofía que aplican a todos sus productos, se han centrado en conseguir el mayor rendimiento sin poner en riesgo su fiabilidad, lo que convierte sus sillines en el producto con la mejor relación calidad-precio del mercado.

El desarrollo de los tres modelos orientados para la práctica de la Mountain Bike, Falcon, Turnix y Griffon, no es algo que se haya conseguido al azar, sino que son producto de un intenso trabajo de biomecánica, donde se han analizado las características de un millón de ciclistas, hasta dar con un producto capaz de responder a las necesidades de la mayoría de los usuarios.

Foto 1

Los tres modelos se basan en los siguientes fundamentos:

– Construcción de carbono.
– Recubrimiento de cuero.
– Alta tecnología de absorción de impactos.
– Acolchado ligero de alta densidad EVA.
– Raíles de carbono (155gr) o titanio (205gr).
– Versión normal y antiprostático.

Foto 3

:: EL TEST

La ruta elegida probar los tres modelos de sillín hemos creado una ruta de 100km que ha incluido el temible primer tramo de la famosa Eusko Bike Challenge.

En resumen ha constado de 60 kilómetros de Vía Verde del Ferrocarril Vasco Navarro, 10 kilómetros de dura subida por una pista bastante rota hasta el alto del Monte Ioar y 30 kilómetros de una zona muy técnica desciende hasta Santa Cruz de Campezo (Álava) por Collado La Llana, Puerto de Nazar y Senda de la Dormida.

Cada sillín ha sido pesado con una báscula electrónica de alta precisión para ver si corresponde su peso real con el teórico que publicita la marca.

– Modelo Falcon

Foto 4

Peso en nuestra báscula: 156gr (modelo raíles de carbono)

Se trata del modelo más plano de los tres analizados en esta comparativa. Está indicado para usuarios con una posición natural estable en la bici, que no tienden a moverse hacia los lados al pedalear.

Este sillín está disponible en versión Man (132mm//142mm) y en versión Lady (142mm//152mm). 

Conclusiones tras el test 

La primera sensación al subirte en él, es que te parece que te falta sillín, aunque en pocos kilómetros te adaptas perfectamente.

En las zonas técnicas, tanto de descenso como de subida, se comporta de manera correcta, transmitiendo bastante control sobre la bici.

En el llano es donde más destaca. Su geometría lo hace muy cómodo y estable a la hora de pedalear y tragar kilómetros. Las piernas encajan perfectamente con su forma, al igual que el apoyo del culo, aunque sobre el kilómetro 90, la zona de los isquiones comenzó a molestarme ligeramente, algo normal debido a que no estaba acostumbrado a este sillín.

Se trata de un sillín muy ligero que responde de manera correcta en todos los terrenos, transmitiendo una buena sensación de manejo y control sobre la bici.

Su geometría plana y minimalista, lo hace muy cómodo a la hora de pedalear y tragar kilómetros, por lo que lo veo más enfocado hacia la práctica del Rally-Maratón.

– Modelo Turnix

Foto 5

Peso en nuestra báscula: 153gr (modelo raíles de carbono)

Este sillín es básicamente plano pero con una ligera curva, ofreciendo un buen nivel de comodidad y absorción pero sin sacrificar en exceso el movimiento de caderas y eficacia en el pedaleo.

Disponible en dos anchos Man (132mm y 142mm), no dispone de un modelo Lady, específico para féminas.

Conclusiones después del test

Nada más subirte, la adaptación es perfecta y te haces a él desde el minuto 0.

Su forma ligeramente curvada facilita los movimientos laterales sobre el sillín, tan necesarios en esos tramos técnicos, donde debemos movernos y manejar la bici con bastante tacto.

En zonas de llaneo se muestra muy estable y en los tramos técnicos da una sensación de control total sobre la bici.

Los isquiones apoyan perfectamente sobre su base, sin ser muy agresivo el apoyo, gracias a la ligera curvatura que presenta.

Por su geometría se trata del modelo más polivalente de los tres, siendo muy adecuado para la práctica del XC y all mountain.

– Modelo Griffon

Foto 6

Peso en nuestra báscula: 253gr (modelo raíles de titanio)

Este es el modelo que presenta mayor curvatura de los tres y está especialmente indicado para aquellos ciclistas que tienden a moverse mucho sobre el sillín al pedalear. Su superficie y curvatura extra garantiza la eficiencia de pedaleo que podría perder el ciclista de estas características con un sillín inadecuado.

Al igual que el modelo Falcon, podemos encontrarlo en versión Man (132mm//142mm) y en versión Lady (142mm//152mm).

Conclusiones después del test

Cuando te montas por primera vez, da la sensación de que es un sillín grande. Los isquiones apoyan bastante bien, aunque la curvatura es bastante notable.

La curvatura acusada que presenta, al igual que su mayor largura en los laterales, proporciona bastante control sobre la bici, ya que ofrece mayor superficie de apoyo y sujeción.

En las zonas técnicas da buena sensación de control, flaqueando algo más en el llano, pudiendo llegar a molestar ligeramente en los muslos por su mayor largura.

Por su geometría lo veo muy adecuado para la práctica del XC, all mountain o incluso enduro, donde los sillines más grandes y curvos son bien recibidos.

:: CÓMO ELEGIR EL SILLÍN ADECUADO

Foto 7

Cada modelo está orientado hacia un tipo de ciclista con unas peculiaridades muy concretas, por lo que para acertar con el que mejor se adapte a ti, deberás tener en cuenta una serie de parámetros fisiológicos:

– El género

Al igual que se han creado bicicletas específicas para cada género, teniendo en las características físicas, es lógico que hayan desarrollado  sillines con los mismos criterios.

Foto 8

Los sillines para las mujeres suelen ser más anchos (unos +2cm) y con una pequeña abertura en el centro, de manera que se adecua más fácilmente a su fisonomía.

– El ancho

Los sillines PRO podemos encontrarlos en anchuras que dependen de la distancia entre nuestros isquiones (huesos situados en la pelvis que forman parte de cada coxal, al fusionarse con el ilion y el pubis).

Existe un aparato especialmente diseñado para realizar esta medida, el asómetro, aunque también hay otro sistema, más casero, que nos ayudará a conseguir esa medida de forma sencilla y aproximada: colocamos un papel en una silla ligeramente mullida (vale sofá o cama) y nos sentamos sobre él con las rodillas ligeramente levantadas. Los huesos dejarán unas marcas redondas, las cuales mediremos. Si no las veis claras, cuando os vayáis a sentar, tener algo para marcar (boli, lápiz,…) y sin alterar mucho la posición, introducimos el marcador y señalamos en el papel el centro sobre el cual reposa cada hueso.

Foto 9

Después medimos la distancia entre ambas marcas y eso nos dirá el ancho de sillín adecuado para nosotros:

  • 70mm – 100mm: sillín de 132mm (versión Man)
  • 100mm – 130mm: sillín de 142mm (versión Man y Lady)
  • 130mm-160mm: sillín de 152m (versión Lady)

La talla de pantalón también nos puede orientar sobre el ancho. Si es superior a 32/33 el ancho más adecuado será de 142mm, mientras que una para una talla igual o inferior, 132mm será tu medida.

– La flexibilidad

Foto 10

Un ciclista flexible, desplaza los huesos isquiones más hacia detrás que un ciclista no flexible, por ello los puntos de presión sobre el sillín son distintos. Por lo que un ciclista flexible debe llevar sillines con agujero, y un ciclista no flexible sillín sin agujero, aunque si al montar notas molestia o adormecimiento de la zona perineal, te recomendamos que te decantes por uno con diseñado antiprostático (agujero central), ya que pese a no ser muy flexible, puede que la geometría de tu bici te obligue a inclinarte hacia adelante, provocando esa presión responsable del adormecimiento de la zona genital.

– La forma

La flexibilidad, lo que nos movamos sobre el sillín al pedalear, marcarán realmente la diferencia a la hora de decantarnos por un modelo u otro.

Vídeo sobre el tipo de ciclista:

Un  sillín plano, como el modelo Falcon, es más adecuado a la gente menos flexible, ya que tiende a moverse menos y a colocarse más verticalmente sobre el sillín.

El modelo Griffon es más curvo y por lo tanto, más adecuado para las personas con mayor flexibilidad de cadera. Este tipo de ciclista suele colocarse inclinado hacia adelante, con la espalda recta y además se mueve mucho a la hora de pedalear.

Foto 11

Si no te posicionas en ninguno de los extremos, el modelo Turnix es el que mejor te puede ir, ya que se trata de un sillín neutro, con un nivel de  curvatura intermedia.

Para personalizar y facilitar la búsqueda del  sillín adecuado a nuestras necesidades, hay un configurador disponible en su página web: Selector de sillín PRO

Foto 12

Las diferencias entre los tres modelos son bastante significativas, por lo que os recomiendo dedicar unos minutos para seleccionar el que mejor se adapte a vuestras necesidades. De esta manera tendréis la sensación de llevar un sillín fabricado especialmente para vosotros y vosotras.

Fotos: Irene Libano